martes, 24 de mayo de 2011

Crimen de lesa arboriedad

Hoy asesinaron un árbol frente a mis ojos atónitos y mi corazón apaleado.
Una enorme jacaranda, enorme, bellísima, frondosa, fuerte, imponente, como de 20 metros de altura, hoy es un tronco lleno de muñones de no más de 8 metros, reducida, mutilada, castigada por grande, porque sus raíces están levantando la banqueta, porque es peligrosa su altura, porque la reportaron...
Ese árbol era casa de muchísimos pajaritos e insectos.
Nos daba una sombra increíble.
Desde mi ventana veía su enorme copa, su verde, sus ramas pelonas y, lo mejor, sus flores moradas cuya belleza quita el aliento, arriba y en el piso, alfombrando el asfalto.
El aire que respiramos era mejor gracias a ella.



La ciudad necesita sus árboles: las personas, los animales, necesitamos a las plantas pero pareciera que vale más una banqueta, una coladera, un cable de luz...
¿Qué nos pasa a las personas si valoramos las cosas por encima de la VIDA vegetal y animal.
¿Peligro para los coches estacionados de que su pintura se lastime con una rama que cae movida por el viento?
¿Amenaza para el bolsillo de quien vive enfrente y tiene que arreglar su banqueta?
Las personas que viven frente a los árboles no tienen derechos sobre los ellos. La mayoría de las veces los árboles vivían ahí desde antes.
Hoy lloré muchísimo por la jacaranda, sintiendo su dolor, viendo con impotencia cómo lo mutilaban. No supe qué hacer en la mañana, ahora sé más, investigué, puse una denuncia en la PAOT y a ver qué pasa, de todas formas el árbol ya está reducido a un muñón de jacaranda...
También fui a abrazarlo y le dije cosas lindas...
Duelo hoy...





Así quedó esa belleza luego de su masacre...

5 comentarios:

cuadritos dijo...

Malditos!

La Chili dijo...

Que importante reflexión, me dió tristeza también, no sabía que algo se podía hacer.
Te mando abrazos.

Atteconqueso dijo...

Es bien triste que eso pase. Plantar un árbol o tener una mascota son cosas que deberían hacerse de manera responsable. Si plantas un árbol deberías comprometerte a cuidarlo y no talarlo cuando te estorba. Y los árboles que ya estaban ahí, pues llegaron antes que nosotros, así que nosotros deberíamos chingarnos y no ellos. :(

Mirak dijo...

Totalmente cierto Vale, pero la gente es tan idiota en ocasiones... Tanta egomanía espeluzna.
Besos a las tres.
Gracias

L dijo...

Mira Mirak:

http://www.youtube.com/watch?v=RPb4-ug-1SA


Saludos desde Colonia!